El segundo nivel de un mensaje | Principio


Según Friedemann Schulz von Thun, un mensaje tiene cuatro niveles fundamentales e inherentes. El segundo nivel de un mensaje interpersonal es:

La auto-revelación.

Cualquier persona que se comunica, revela algo sobre si misma. Este lado de un mensaje es la parte que se refiere a los sentimientos, valores, opiniones, necesidades, estados de ánimo o personalidad del transmisor.

El transmisor puede comunicar esta parte explícitamente utilizando la expresión “yo” o de forma menos evidente e implícito. El receptor le obliga a decidir ante este componente: ¿Quién es? ?Cómo está en este momento? ¿Esto, cómo le afecta en su actual comunicación conmigo?

Ejemplo:

El padre entra en la habitación desordenada de su hijo. Después de un breve vistazo sale sacudiendo la cabeza. El lado de la auto-revelación del mensaje: El padre está molesto y desilusionado de que su hijo no haya ordenado su habitación.

El hijo pide a su madre que cocine su plato preferido. Mientras que comen le pregunta a su madre: ¨¿Has cambiado la receta?» El lado de la auto-revelación del mensaje: El hijo está atento y se da cuenta de que algo es diferente, algo lo que (no) le gusta.

 

Más detalles: